¿Estás viviendo una etapa de cambios o incertidumbre y te planteas acudir a un coach o psicoterapeuta?

¿Te sientes sin energía, sin motivación, sin ilusión por afrontar nuevas experiencias?

¿Tienes dudas de cuál de estos profesionales te podrá ayudar mejor a solucionar esta falta de ilusión, motivación que está atravesando actualmente?

Hace unos días os dejaba un vídeo en la página de facebook dónde os preguntaba por dudas que tuvierais al respecto.

Puedes añadir aquellas dudas que te surjan tras leer este post en comentarios o bien en el enlace que te he adjuntado de Facebook para darles respuesta en posteriores post.

Ejemplos de situaciones demandadas en los procesos de coaching y en psicoterapia

¿Te sientes bloqueada, sin energía, sin ilusión?

¿Consideras que no eres feliz y te gustaría sentirte bien contigo misma en esta etapa vital de tu vida?

¿Has sufrido una pérdida recientemente y necesitas ayuda para tu proceso de duelo?

A continuación te dejo los 3 aspectos que en mi opinión son claves para diferenciar las áreas de actuación de cada una: cuáles son sus orígenes, que tienen en común y en que se diferencian a la hora de trabajar con las situaciones enunciadas anteriormente.

  1. ORIGENES:

El Coaching oficialmente apareció en el inicio de los años 80 en Estados Unidos, uno de los primero referentes es John Whitmore con su libro “el juego interior del tenis”, dónde apunta cómo nuestro primer enemigo habita en nosotros mismos, somos nosotros, nuestra mente.

En los años 90 llegó a España, principalmente el Coaching ejecutivo aplicado en empresas con mayores recursos de inversión.

Una de las técnicas que más utiliza el Coaching es la pregunta abierta basada en la Mayeútica creada por Sócrates en la  antigua Grecia.

Esta consiste en generar un  diálogo para llegar al conocimiento, Sócrates solía utilizarla con sus discípulos.

Se sentaba a conversar con ellos y, tras hacerles muchas preguntas, al final lograba que sacaran a relucir los conocimientos que tenían dentro.

Mayéutica, que en griego significa partera, para simbolizar que él también ayudaba a dar a luz. En su caso no a un niño, sino a la verdad que hasta ese momento había permanecido oculta.

Las preguntas abiertas son un rasgo distintivo del coaching, realizando preguntas del tipo:

  • ¿Para qué te sirve tal afirmación?
  • ¿Cómo vas a llegar hasta tu objetivo?
  • ¿Qué acciones puedes hacer?

Te aseguro que se obtienen respuestas muy interesantes y se llegan a conocimientos claves al dar tiempo y espacio a la persona para que responda sin acotar su respuesta, sin buscar justificaciones.

La Psicología inicia su andadura hacía finales del S XIX, de la mano del alemán Wilhelm Wundt que estableció en Leipzig (hoy Alemania Oriental) el primer laboratorio de Psicología experimental.

La Psicología toma los problemas tratados en Filosofía para dar a su estudio un signo científico.

De la Psicología filosófica se pasa a la Psicología científica.

Esto nos lleva a diferenciar a la Psicología cómo disciplina científica por sus métodos, por que elabora hipótesis, realiza experimentos para confirmar dichas hipótesis frente al Coaching que se basa en diferentes herramientas, técnicas de inteligencia emocional, de la psicología humanista con base científica.

Aunque desde las asociaciones de Coaching, sus profesionales, las escuelas y universidades están trabajando para oficializar una titulación aún no ha sido posible.

Los Psicólogos, son licenciados en Psicología, disciplina científica con varios siglos de existencia y con diferentes áreas cómo la del trabajo, educación y clínica.

Hay profesionales de la Psicología que también se han formado en Coaching, lo que a veces puede llegar a confundir si el que acompaña mi proceso lo hará desde su rol de Coach o cómo Psicólogo, de aquí la importancia de distinguir que objetivos están mas orientados a la Psicología y cuáles al Coaching.

Este es mi caso, soy Psicóloga, mi experiencia cómo tal la he desarrollado en el ámbito de la empresa privada en Recursos Humanos

Aquellas personas que se han formado en ambas disciplinas, suman conocimientos de ambas áreas.

Es importante no hay que olvidar que el Coaching se ha nutrido de diferentes enfoques de la psicología para el diseño de sus herramientas, entre ellas las Psicología positiva, conductual, cognitiva, humanista, gestalt, etc

El Coach no da consejos, ayuda a la persona a descubrir sus  recursos para lograr sus objetivos.

El Coach es un experto, certificado y cualificado, con las competencias y herramientas necesarias para acompañar y ayudar tanto a personas a nivel individual como a equipos, socios, pareja jefe-empleado o compañeros de trabajo.

2º.- Áreas de trabajo de cada uno:

 La Psicología aborda principalmente patologías o trastornos cómo puede ser ansiedad, depresión, un trastorno de autismo, abuso de drogas, períodos de duelo y un amplio abanico de situaciones relacionadas con trastornos de personalidad entre otros.

Aunque también trabaja otras áreas cómo la Psicología del trabajo que se centra más en actitudes, aptitudes, orientada a la motivación, logros, comunicación, toma de decisiones, etc de los empleados

Una clara diferencia es que el coaching no aborda patologías psicológicas.

En este punto también encontramos similitudes ya que ambas profesiones pueden trabajar competencias personales, actitudes y aptitudes por ejemplo pueden compartir recursos y herramientas la Psicología educacional y el Coaching educativo.

Estas diferencias y similitudes las planteo desde un enfoque de Life Coaching, que es aquel que trabaja aspectos del día a día del cliente, cómo son sus relaciones personales, que grado de satisfacción siente, cuáles son sus motivaciones, cómo se organiza, etc.

3ª.- Punto de inicio en Psicoterapia y cuál es el punto de partida del Coach.

Por punto de partida- inicio me refiero al tiempo que toma uno y otro profesional cuándo empieza a trabajar con un nuevo cliente.

El psicólogo suele trabajar desde el pasado, es su punto de inicio.

Conocer cuándo empezaron los síntomas, quién le rodeaba en esos momentos, si sucedió algún hecho que hay podido desencadenar lo que esté sucediendo actualmente.

Por ejemplo, una persona ante la pérdida de un familiar para pasar el duelo puede requerir de un Psicólogo, en este caso concreto el punto de partida podría ser la fecha del fallecimiento, que relación tenía con el fallecido, cómo se produjo la perdida, etc.

En cambio, el Coach se centra en el momento actual y se enfoca en lo que quiere conseguir en el futuro su cliente, ya sea a 3 – 6 meses o incluso 1 año.

Es decir, siempre parte de dónde está ahora y que quieres conseguir en X tiempo, que recursos son los que tienes actualmente y que vas a necesitar hasta llegar a tu objetivo.

El pasado puede aflorar durante el proceso de coaching, pero no es algo que el coach trabaje, ya que se enfoca en cómo vas a lograr tus objetivos con los recursos que ya tienes y aquello que vas descubriendo durante tu proceso de coaching.

El Life Coaching es un potente descubridor de habilidades que desconoces poseer dado que no te has dedicado tiempo a explorar en tu interior la variedad de recursos personales que tienes.

En resumen, el Coaching ayuda a adquirir perspectiva desde una lógica extra-ordinaria hacía tu objetivo.

La Psicología facilita que la persona ajuste sus esquemas cognitivos, emocionales y conductuales, hasta hacerlos adaptativos y funcionales.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies